18 de junio de 2014

¿Cuáles son los Tipos de Afecciones de la Piel?

Existe una amplia gama de afecciones que pueden poner no sólo la apariencia de tu piel sino tu salud en general en un verdadero peligro. Estas complicaciones pueden ser causadas ​​por ciertas condiciones médicas como pueden ser las infecciones por hongos, reacciones alérgicas, virales o bacterianas, o hasta picaduras de insectos.

Como sabemos, la piel es la encargada de cubrir nuestro organismo por lo que siempre queda expuesta y vulnerable a un sinnúmero de peligros que circulan en nuestro medio ambiente. También nuestra predisposición genética contribuye a la aparición de algunas enfermedades. Y en muchas ocasiones distintos trastornos de la piel se encuentran vinculados entre sí.

Los Tipos de Afecciones de la Piel

La variedad de afecciones en la piel es muy extensa y las más comunes incluyen trastornos inflamatorios, virales, bacterianas, fúngicas y el cáncer. Aquellas que pertenecen a la misma categoría tienen síntomas similares al ser causadas por fuentes parecidas y por lo tanto su tratamiento también es equivalente.

La gravedad de una afección de la piel puede variar. Algunas resultan de menor importancia mientras que otras pueden poner en peligro incluso la vida de una persona. Por eso a continuación veremos los tipos de enfermedades y cual es su tratamiento habitual

Afecciones inflamatorias de la Piel
Los trastornos inflamatorios de la piel hacen referencia a afecciones como el acné, el eccema , la dermatitis o la psoriasis.

La mayoría de estas condiciones se producen a largo plazo y causan enrojecimiento, hinchazón, ampollas (con o sin líquido) lesiones y escamosidad en la piel. Esta se inflama y puede estar caliente al tacto. Además, muchas son acompañadas de una sensación de picazón.

Estas manifestaciones se agravan si no se lleva a cabo algún tratamiento corrector. Ciertas condiciones inflamatorias pueden dejar cicatrices a su paso. Los síntomas se deben tratar para controlar la enfermedad y para prevenir un mayor daño a la piel.

Para este caso es recomendable utilizar medicamentos que alivien el picor, la inflamación y la piel reseca. Se recomienda a los pacientes aplicar alguna pomada tópica en las zonas afectadas, por lo general se utilizan ungüentos de cortisona.

También, se pueden llegar a recetar medicamentos y corticosteroides tópicos para la dermatitis severa y recurrente como psoriasis. Otra forma de tratamiento es la terapia de luz, comúnmente utilizada para controlar y aliviar los síntomas de una erupción extendida.

Afecciones de la Piel
Afecciones de la Piel: Dermatitis

Afecciones virales de la piel
Las enfermedades virales de la piel son causadas por algún tipo particular de virus. Muchas de éstas manifiestan condiciones a corto plazo y se acompañan de síntomas muy desagradables.

La varicela y el sarampión son los más fáciles de reconocer. Ambas enfermedades se acompañan de fiebre, erupción y eventos similares a la gripe. La varicela se caracteriza por ampollas que pican y cubren todo el cuerpo.

El herpes simple 1 y 2 es otra enfermedad viral común de la piel. Ambos tipos se transmiten por el contacto físico. Si se trata de un herpes simple 1 aparecen una especie de llagas en los labios (fuegos labiales), y cuando es el tipo 2 del herpes simple las lesiones aparecen en el área genital. Para el tratamiento de estas afecciones por lo regular se utilizan retrovirales para contrarrestar al agente nocivo.  
Afecciones de la Piel
Afecciones Virales de la Piel: Herpes (Fuego labial)
Afecciones Bacterianas de la Piel

La mayoría de las afecciones bacterianas de la piel son causadas por el estafilococos. Los estafilococos son agentes que comunes en la piel de todas las personas, pero sólo el 40% de estos causa alguna reacción.

Las enfermedades bacterianas de la piel ocurren cuando la bacteria entra a través de una grieta en la parte superior de la dermis. Las infecciones son generalmente el resultado de otras condiciones subyacentes que provocan que la persona infectada se vuelva más sensible o vulnerable a la infección. La Diabetes mellitus o la dermatitis atópica suelen ser responsables de la aparición de este tipo de infecciones debido a que disminuyen la resistencia de la piel.

Afecciones de la Piel
Afecciones Bacterianas: Infección por estafilococos

Muchas de las infecciones por estafilococos son tratadas con antibióticos, pero algunos tipos de estafilococos desarrollan cierta inmunidad a estos.

Los médicos hacen hincapié en la importancia de las medidas preventivas en un esfuerzo por reducir el riesgo de desarrollar resistencia a los antibióticos. Ya que cuando ocurre puede ser necesario, drenar el área infectada o eliminarla quirúrgicamente.

Existen enfermedades de la piel muy severas que pueden clasificarse como bacterianas como: impétigo, foliculitis , la sarna y la fascitis necrotizante incluyen una amplia gama de síntomas, desde leves hasta los que podrían poner en peligro la vida de una persona.

La fascitis necrotizante es la infección bacteriana más grave, ya que produce una necrosis (muerte) en el tejido infectado, y resulta progresiva.

La bacteria (por lo general, alguna especie de estreptococo, mezclado con otras bacterias) que causa esta infección libera toxinas que causan coágulos de sangre en los vasos sanguíneos. La condición por lo regular se presenta después de una cirugía mal practicada o debido a una lesión importante, aunque también hay casos en los que las bacterias entran al cuerpo a través de una herida diminuta. Los paciente con Diabetes o con alcoholismo presentan un mayor riesgo de esta infección

A veces, dependiendo de la gravedad o el tipo de infección bacteriana, puede requerirse de hospitalización. Los síntomas incluyen dolor alrededor del área afectada, manifestaciones específicas de la influenza o gripe, sed intensa, presión arterial baja y alta temperatura.

Afecciones por hongos

Estas infecciones son ocasionadas por hongos. Los hongos sobreviven en las células muertas de la piel. La mayoría de las veces, estos organismos son inofensivos, pero pueden convertirse en un problema cuando se reproducen rápidamente.

Las infecciones por hongos más comunes son la tiña y el pie de atleta. Candida es uno de los hongos que se encuentra más regularmente en esta tipo de infecciones, afectando preferenteme el área genital. Los síntomas incluyen picazón, ardor y enrojecimiento.

La infección por hongos se tratan con medicamentos, ungüentos, cremas o polvos antimicóticos tópicos que ayuda a eliminar el hongo que causa la infección. Algunas de las infecciones se tratan con medicamentos que se administran por vía oral y a veces pueden ser recetado algún antiséptico oral.

Existen ciertas precauciones sensatas para minimizar o eliminar el riesgo de una reinfección:
  • El área afectada debe limpiarse con frecuencia.
  • Toallas, ropa de cama, ropa de cama y prendas de vestir deben lavarse regularmente.
  • Utilizar ropa suelta de algodón para evitar crear un ambiente propicio para la proliferación de hongos. 
Afecciones de la Piel
Afección por Hongos

Cómo prevenir las Afecciones de la Piel

Si bien, algunas afecciones de la piel pueden llegar de improvisto, también es posible que llevemos algunas acciones para reducir el riesgo de que aparezcan:

  • Lavarse regularmente elel cuerpo (cara, manos, brazos, etc.)
  • Reducir el consumo de alcohol.
  • Mantener un consumo adecuado de vitaminas, en especial la C, A, E y las del Complejo B.
  • No someterse a cirugías en lugares que no cuenten con las medidas de higiene adecuadas.
  • Tratar cualquier herida que tengamos en la piel, por muy sencilla que parezca.
  • Tener una alimentación balanceada, sin exceder el consumo de grasas saturadas.
  • Beber agua de forma regular (al menos de 2 litro al día).
  • Tratar de compartir ropa, en especial la ropa interior.
  • Utilizar preservativos durante las relaciones sexuales.
  • Acudir inmediatamente al médico al percatarse de alguna anomalia de la piel.
  • No realizarse perforaciones o tatuajes en lugares que luzcan insalubres.